flexibilidad horaria por conciliación familiar, Flexibilidad horaria por conciliación familiar, Amara Coaching

Flexibilidad horaria por conciliación familiar

El cambio de modelo social es ya una evidencia, podemos verlo también en las empresas.

Los aprendizajes en la red Nust

En Barcelona, gracias a la red NUST y a un montón de personas que acompañan esta iniciativa, cada vez más empresas evolucionan hacia unas condiciones de trabajo más favorables y compatibles con sus vidas, donde se valoran el tiempo personal, el acompañamiento de los hijos, el espacio para el reciclaje profesional y la igualdad entre hombres y mujeres.

En nuestro país pasamos demasiado tiempo en el trabajo y este hecho no se traduce en beneficios para la empresa ni para los trabajadores, de hecho, somos el país que trabaja más horas y obtiene menos productividad de Europa.

¿Que está ocurriendo? Básicamente que mantenemos una mentalidad obsoleta, una visión del trabajo de hace doscientos años, en una sociedad que por otro lado evoluciona a todos los niveles. Hoy en día vivimos más tiempo, somos más eficientes y nos comunicamos dentro de un radio más grande.

Es natural que una persona trabaje, estudie y tenga hijos simultáneamente, algunos deciden reorientar su carrera profesional en un momento dado, o emprender un proyecto personal mientras trabajan en la empresa.

Nos asociamos y creamos a su vez cooperativas que abren espacios de intercambio y comunicación, grupos a los que nos vinculamos por afinidad y que mejoran la calidad de vida.

Todo esto requiere un tiempo y enriquece, tanto al que lo hace como a la sociedad en conjunto si tenemos en cuenta que somos, al fin y al cabo, una gran red que se retroalimenta.

¿Qué propone la reforma del horario laboral para flexibilizar horarios por conciliación familiar?

La reforma del horario laboral propicia la conciliación entre la vida personal y familiar y la profesional. Esto ha llevado a una reflexión sobre la responsabilidad social, pues toda evolución implica una serie de compromisos con uno mismo y con los demás, en una época en la que ya no nos definimos por nuestra profesión, somos mucho más.

Como decía Marta Carazo, Directora de Gestión Social de Eroski, “el ciclo de vida de una persona requiere diferentes tipos de uso del tiempo”.

Y añadía que, las personas que más aportan a la empresa son las que hacen “otras cosas”, los multitarea.

¿Normalizamos el trabajo a tiempo parcial?

En una organización no podemos prescindir de nadie, todo el mundo aporta. A lo mejor, alguien que dedica media jornada al trabajo, en su tiempo personal realiza un proyecto que redunda en la innovación en la empresa, perspectiva que alguien que trabaja a un 140% de su capacidad no puede aportar, porque materialmente “no tiene tiempo” de conocer gente nueva, metodologías nuevas, de vivir otras experiencias fuera de su rol.

Nuestro sistema neuronal funciona mejor y por más tiempo cuando puede diversificarse, mucho mejor que si estuviésemos siempre en una misma tarea. Con lo cual cuántos más espacios y relaciones diferentes tengamos, más vivos estaremos en términos de lucidez y flexibilidad psicofísica.

Cuanto más ágiles seamos mental y emocionalmente, más fácil será para nosotros comprender y compartir experiencias con nuestros hijos.

Cuánto mejor descansemos mayor será nuestra capacidad de satisfacción.

Somos seres relacionales, y de la capacidad de conectar con los demás y la naturaleza dependerá nuestra calidad de vida personal y profesional.

¿Cuál es el horario perfecto para trabajar y conciliar?

Por todas estas razones está en marcha desde 2013 en Barcelona la iniciativa de la red Nust: nuevos usos del tiempo, que busca implantar el horario europeo en las empresas españolas. La idea es empezar a trabajar a las 8 de la mañana y acabar a las 17 horas.

Esta reforma horaria promueve una gestión más eficiente del tiempo de trabajo.

Paralelamente y dentro de las nuevas éticas de empresa, se encuentran ya organizaciones que dan flexibilidad horaria a sus trabajadores y permisos puntuales cuando se necesitan. En estas empresas se está pasando de fichar a establecer una relación de confianza mutua, donde el trabajador asume la responsabilidad de sus horas y sus tareas. En muchos casos, las personas hacen parte del trabajo desde casa y se organizan como les vaya mejor para poder acompañar a sus hijos a una actividad o dedicar un tiempo a otras inquietudes sociales o personales.

¿Qué dicen los Directores de Recursos Humanos?

Los jefes de recursos humanos de algunas de las empresas que han recibido el “Premio en Tiempo y Conciliación” coinciden en que el rendimiento cuando se puede conciliar es mayor, a pesar de que las personas se tomen permisos, y estiren la cuerda de lo que “hasta ahora suponía que hacía un buen trabajador”.

Ha habido una importante reducción del absentismo laboral a partir de que las empresas se flexibilizan y promueven valores humanos.

Cada vez se difumina más el sesgo de género, viendo como las empresas con un alto porcentaje femenino funcionan mejor. Se ha demostrado que las mujeres que tienen hijos mejoran su capacidad de organización y tienen buenos resultados en un entorno adecuado, sin juicios y presiones por sus características vitales.

Por lo tanto, cultivar nuestros tiempos distintos, laborales, sociales y personales, es lo que nos hace mejores.

La reforma horaria, aunque a veces resulte imposible, es cada vez más una realidad. De todos depende este cambio de realidad.

Muchas empresas ya conocen como conciliar mejor tu vida personal y profesional, si quieres puedes participar en nuestro próximo programa de crecimiento Coherencia Profesional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba